Los paneles acústicos son una solución para el ruido. Según el tratamiento o diseño que tengan, pueden aportar una solución específica. Para entender las consecuencias del ruido vamos a explicar brevemente como afecta.

Ya sea en casa o en el trabajo, disfrutar de un lugar tranquilo y silencioso es esencial para la comodidad de cualquier persona, además de evitar que el ruido afecte gravemente a la salud personal. Para conseguir esta sensación, existen en el mercado varios sistemas que aíslan cualquier zona del ruido, aunque una de las opciones más efectiva es la colocación de paneles acústicos.

¿Qué son los paneles acústicos?

Los paneles acústicos son una serie de estructuras colocadas estratégicamente que absorben el ruido y reducen las reverberaciones de la sala. Existen varios tipos de paneles acústicos, pero los más representativos son los paneles para falso techo de madera, los paneles de pared o los paneles acústicos decorativos con propiedades fonoabsorbentes. Sus usos difieren según la necesidad de aislamiento acústico.

Estos paneles acústicos se pueden fabricar con una amplia gama de materiales, como madera acústica, musgo acústico, paneles fonoabsorbentes y madera. El material del que estén hechos dependerá del espacio en el que se quiera utilizar y de la estética que se quiera lograr.

Efectos del ruido en la salud

El ruido como tal viene determinado por la percepción auditiva de cada persona de manera subjetiva. Mientras que para una persona un sonido fuerte puede no ser tan molesto, para otra puede suponer un gran dolor de cabeza, entre otras consecuencias.

Sin embargo, sea cual sea la percepción personal de un ruido, es cierto y está científicamente probado que la exposición a niveles altos de ruido puede ser perjudicial para la salud. La capacidad auditiva se deteriora (temporal o permanentemente) en la banda comprendida entre 75 dB(A) y 125 dB(A).

El ruido pasa a ser doloroso, cuando se sobrepasan los 125 dB(A), llegando al umbral de dolor a los 140 dB(A). Aparte del ruido extremo, que puede llevar a la sordera. Los niveles de ruido menores pueden perjudicar la salud de las personas. Así, por ejemplo, el ruido puede causar efectos sobre:

  • El sistema cardiovascular, con alteraciones del ritmo cardíaco, riesgo coronario, hipertensión arterial.
  • Glándulas endocrinas.
  • Aparato digestivo.
  • Otras afecciones, por incremento de estrés, aumento de alteraciones mentales, tendencia a actitudes agresivas, dificultades de observación, concentración, rendimiento y facilitando los accidentes.

Según la Organización Mundial de la Salud, en la Unión Europea aproximadamente el 40% de la población está expuesta al ruido del tráfico con niveles de presión sonora equivalentes superiores a 55 dB(A) durante el día, y el 20% está expuesto a ruidos superiores a 65 dB(A) están expuestos. Teniendo en cuenta la exposición total al ruido del tráfico, se puede estimar que aproximadamente la mitad de los europeos vive en áreas con una alta contaminación acústica. Más del 30% de la población está expuesta a niveles de presión sonora superiores a 55 dB(A) durante la noche, causando trastornos del sueño.

La mejor solución

Ante la posibilidad de sufrir posibles trastornos que nos afecten en nuestra vida diaria, y puesto que nos encontramos rodeados de ruido día a día que pueden generar enfermedades leves o graves a largo plazo, la mejor opción es realizar un buen tratamiento acústico con poderosas propiedades de absorción acústica.

Para ello, la mejor solución es el acondicionamiento de aquellos lugares habituales en la búsqueda de un buen confort acústico con la implantación de paneles acústicos especializados.

En Ideatec contamos con un amplio catálogo de productos que cumplirán de una manera óptima las soluciones al ruido, aplicando desde paneles acústicos de madera para falso techo, siendo una solución habitual, hasta paneles acústicos de musgo, que suma un grado más de originalidad.

Leave a Reply